Periódico zonal del Barrio de Liniers para la Comuna 9
April 13, 2024 6:19 am
Cosas de Barrio

Nueva victoria fortinera de la mano de Aquino

Como en la fecha anterior ante Gimnasia, Vélez alcanzó la victoria en el tiempo de descuento. Esta vez fue 2 a 1 (con goles de Brian Romero y Lenny Lobato) en su visita a Deportivo Riestra y, una vez más, la calidad y la astucia de Claudio Aquino fueron la clave para destrabar un partido complejo. De esta forma, el equipo de Gustavo Quinteros volvió a dar vuelta un resultado adverso después de cincuenta partidos.

Era la primera vez que el Fortín se cruzaba oficialmente con el equipo de Villa Soldati, que en este torneo está haciendo su presentación en la máxima categoría del fútbol argentino. Sin embargo, las diferencias entre un equipo con mayoría de futbolistas provenientes del ascenso, y otro con apellidos con trayectoria en Primera, no se notaron durante la primera etapa. El local empujaba con sus limitaciones y Vélez hacía maravillas para hilvanar cuatro pases seguidos que le permitieran llegar con peligro al arco del Malevo.

La única jugada que logró concretar el Fortín llegó a los 14, cuando en una contra veloz el recién llegado Piñeiro quedó mano a mano con el guardameta local y, en lugar de disparar al arco lanzó un centro impreciso que despejó un defensor de Riestra. Todo lo demás fue del Malevo, que a los 22 se puso en ventaja con un derechazo seco de Ortíz que se metió junto al primer palo de Marchiori, tras una desatención de Jara y de Mammana. Un gol que quedará en los libros, porque fue el primero del equipo de Víctor Stinfale en la máxima categoría del fútbol argento.

De allí al fin de la primera etapa sólo se vieron más aproximaciones del local ante un Vélez desconcertado que sólo atinaba a apoyarse en su carta más valiosa: Claudio Aquino.

Y el exIndependiente salió a jugar el segundo tiempo convencido de su poderío, en un equipo que cada vez depende más del volante. Un jugador de exquisita pegada, habilidad y capacidad para habilitar compañeros con ambos pies e incluso con las manos.

Así, a los 2 minutos, el propio Aquino dejó sólo a Rodrigo Piñeiro en el área chica, pero -una vez más- el uruguayo dilapidó la chance. Pero el empate llegó a los 23’, cuando una vez más Aquino apuró un lateral y con ambas manos puso la pelota en el área chica para que Brian Romero, de media vuelta estampara el uno a uno. Diez minutos más tarde, Aquino -¿quién sino?- estampó un tiro de esquina en el travesaño, y en la jugada siguiente se la puso en la cabeza a Elías Gómez, que estuvo a punto de poner a Vélez en ventaja.

Pero cuando el partido se moría, a los 42’ lo tuvo Rodríguez y Marchiori evitó lo que podría haber sido la victoria de Riestra. Claro que, como dice la máxima futbolera, los goles que no se hacen en un arco…

Así, cuando se jugaba el primero de los cinco minutos de descuento, nuevamente Aquino le puso la pelota en la cabeza al recién ingresado Vecino, que la impactó de pique al piso y el arquero local logró despejarla. Y en el rebote, otro de los recién ingresados, Lenny Lobato, fue el encargado de romperle el arco a Riestra y estampar la victoria fortinera, que le ponía justicia al marcador y le daba su merecido premio al incansable Aquino.

Segunda victoria en fila para el Fortín, que lentamente empieza despejar los fantasmas de la dura derrota en el Monumental y comienza a ilusionarse. El próximo compromiso será este domingo 18 de febrero, cuando desde las 17 reciba a Huracán en el Amalfitani ¿Juega Aquino? Sí, claro. Entonces hay esperanza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *